Los jóvenes cooperativistas priorizan unas explotaciones rentables y una PAC dirigida agricultores activos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Valencia ha acogido durante dos días el I Congreso de Jóvenes Cooperativistas, organizado por Cooperativas Agro–alimentarias de España y la Confederación de Cooperativas Agroalimentarias de la Unión Europea (COGECA), en el que han participado más de 300 jóvenes de distintos países comunitarios.

El objetivo del encuentro era escuchar a jóvenes agricultores y ganaderos europeos que aporten ideas y expliquen sus necesidades con el fin de trabajar conjuntamente para fomentar el relevo generacional y conocer de primera mano qué pueden aportar las cooperativas a estos para que puedan permanecer en el sector agrario y en el medio rural. El reto del relevo generacional es una cuestión de vital importancia a nivel europeo y preocupante en España, donde solo el 8% de las explotaciones tiene al frente titulares menores de 40 años.

Las mesas redondas realizadas destacaron varias necesidades y problemática con las que se están encontrando los jóvenes que se han incorporado al sector y quieren vivir de él, así como a los que les gustaría hacerlo, pero no están encontrando los apoyos necesarios para tomar la decisión. La rentabilidad de las explotaciones, el apoyo financiero para comenzar con la actividad o menos dificultades para acceder a las tierras o la falta de servicios y limitaciones tecnológicas del propio medio rural, fueron algunos de los factores en los que los jóvenes insistieron que están encontrando más barreras. Además, explicaron que las ayudas de la PAC, basadas en apoyos a la tierra y bases históricas, no están favoreciendo el relevo generacional, sino todo lo contrario. Respecto a cómo las cooperativas pueden contribuir a fomentar la incorporación de jóvenes al sector agroalimentario, destacaron la estabilidad que proporciona el pertenecer a una cooperativa, el acceso a más servicios, el asesoramiento y la formación.

«Este Congreso va a suponer un antes y un después en nuestras cooperativas. Estamos definiendo un camino que tiene que ser vuestro, debéis ser protagonistas e implicaros. Os animo a que la ilusión que tenéis revolucione en positivo lo que tenemos ahora en nuestras cooperativas y a seguir avanzando», destacó el presidente de Cooperativas Agro–alimentarias de España, Ángel Villafranca, quien se comprometió a crear una Comisión de Jóvenes dentro de la organización y a poner todos los medios disponibles al servicio de este colectivo. En la misma línea, Thomas Magnusson, presidente de la COGECA, resaltó en la inauguración que «las cooperativas necesitan jóvenes que quieran formar parte de ellas. En este Congreso vamos a establecer unas pautas para definir el futuro de las cooperativas». Cirilo Arnandis, presidente de Cooperatives Agro–alimentàries de la Comunidad Valenciana, subrayó que «se debe aprovechar la gran implantación de las estructuras cooperativas por todo el territorio para favorecer la llegada de nuevos agricultores, facilitar el acceso a la tierra, incrementar la capacidad de concentración de la oferta y el peso de los productores en la cadena».

Por su parte, Eduardo Baamonde, presidente de Cajamar, animó a los jóvenes a participar no sólo en las cooperativas, sino también en la construcción de Europa. Al respecto comentó que «la UE sigue construyéndose hoy y se trata de un proyecto en el que todos podemos participar, nunca antes Europa ha vivido un periodo de tanta estabilidad y progreso como ahora, un hito histórico que debe continuar desarrollándose».

Publicidad

Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

Ejemplar gratuito

Publicaciones recomendadas