UP critica la venta de la botella de cava a 1,29 euros por parte de la gran distribución

Unió de Pagesos (UP) ha denunciado que, una vez más, las empresas distribuidoras aprovechan las fiestas de Navidad para poner en el mercado cava a un precio que perjudica a todo el sector. El hecho que una distribuidora oferte un cava a 1,29 euros «implica que este precio no corresponde al trabajo que ha hecho el sector, con la elaboración de un vino a partir de uvas de calidad producido en el ámbito del cava, con un proceso laborioso y largo, con dos fermentaciones y un tiempo mínimo de nueve meses en botella, más los gastos del envase, etiquetado y transporte», según ha señalado en un comunicado. En este sentido, el sindicato agrario ha alertado de que las distribuidoras aprovechan «presuntamente» su posición en el mercado para presionar a los proveedores y vender productos reclamo a precios muy bajos.

Para UP, «las prácticas de determinadas distribuidoras, como Lidl, banalizan el valor del producto. La excusa de sacar producto del mercado, a pesar de degradarlo, lleva al consumidor a entender que tiene poco valor cualitativo, e incluso puede tener el efecto contrario y reducir las ventas». El sindicato defiende todo lo contrario, ya que entiende que estas prácticas presuntamente desleales pueden hacer perder el esfuerzo que hace todo el sector en el marco de la D.O.P. Cava desde hace dos años para sacar adelante el Plan estratégico de este producto, con la segmentación del cava por calidades y la zonificación.

Unió de Pagesos insiste en exigir la necesidad de regular en el marco de la Ley de la Cadena Alimentaria del Estado la posición de dominio, para que se pueda perseguir legalmente el hecho de que una empresa disponga de más del 8% de la cuota de mercado. UP considera que el hecho de que la legislación vigente no contemple esta posición de dominio como práctica ilegal «deja desprotegidas todos los eslabones de la cadena, desde los agricultores hasta los elaboradores y el comercio, pero especialmente al productor agrario, poniendo en peligro el futuro de todo el sector primario». «Cuando una empresa distribuidora como Lidl abarata tanto un producto puede arrastrar el resto de distribuidoras a abaratar los suyos», lo que conlleva lo que se denomina conducta paralela, que el sindicato agrario pide que también sea perseguida en el marco de la Ley de la Cadena Alimentaria.

Publicidad

Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

Ejemplar gratuito


Entra en el Kiosco para accecer a tus suscripciones, descargar revistas en abierto, comprar ejemplares, ...

Publicaciones recomendadas

 

Colaboramos con: