El Ifapa y Bodegas Doblas desarrollaran vinos espumosos ecológicos de la variedad Pedro Ximénez

La presidenta del Instituto Andaluz de Investigación y Formación Agraria, Pesquera, Alimentaria y de la Producción Ecológica (Ifapa), Marta Bosquet, y el gerente de Bodegas Doblas, Antonio Doblas, han firmado en Moriles (Córdoba) un convenio para el desarrollo de una línea de vinos espumosos ecológicos con la variedad Pedro Ximénez utilizando y poniendo en valor las infraestructuras de las bodegas tradicionales.

En concreto, mediante este convenio se va a iniciar un proyecto de experimentación y transferencia del conocimiento que pretende abordar uno de los principales condicionantes del método tradicional de elaboración de vinos espumosos. Así, se van a aprovechar las tradicionales bodegas de crianza bajo velo de flor para realizar la toma de espuma y la crianza de vinos espumosos, evitando la inversión en nuevas infraestructuras y adaptando además la producción a las particularidades del sector vitivinícola andaluz.

El proyecto que ahora se pone en marcha, dirigido por el técnico especialista Juan Manuel León, «contribuirá también a la conservación de este patrimonio, poniendo en valor tanto una variedad tradicional como la estructura de las bodegas tradicionales».

Entre los objetivos específicos que se plantean con este convenio están el diseño de una gama de vinos espumosos ecológicos de la variedad Pedro Ximénez de la zona de calidad superior ‘Moriles Altos’ de la Denominación de Origen Protegida Montilla-Moriles, y la caracterización fisicoquímica y sensorial de los productos obtenidos.

Asimismo, la colaboración entre el Ifapa y Bodegas Doblas «busca diversificar la producción vitivinícola andaluza e impulsar nuevos productos demandados por los consumidores. En este sentido, la tecnología desarrollada en el proyecto será transferida al sector en jornadas técnicas y publicaciones divulgativas».

El convenio firmado se enmarca a su vez en el proyecto de transferencia y cooperación ‘Adaptación de la vitivinicultura andaluza a los nuevos escenarios ecoclimáticos y de consumo. Experimentación, transferencia y cooperación (ADAPTAVITI)’, coordinado desde el centro Ifapa de Cabra por la técnica especialista Pilar Ramírez. Esta línea de trabajo, que se desarrollará hasta 2026, está cofinanciado al 80% por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).

Diversificación de productos

La diversificación de los productos vitícolas andaluces ha sido una línea de trabajo del centro Ifapa de Cabra desde sus comienzos, desarrollando proyectos que han ido adaptando la experimentación y la asistencia técnica al sector según las exigencias del mercado y las propuestas y demandas de los productores.

Respecto a los vinos espumosos, un producto en alza desde hace tres décadas y muy de moda en los mercados actuales, la tecnología que ha desarrollado el Ifapa ha generado la demanda de numerosas asistencias técnicas, visitas a su bodega experimental y un gran número de jornadas de transferencia de resultados, además de la firma de varios convenios de colaboración con bodegas andaluzas.

En este sentido, «uno de los objetivos propuestos en el actual proyecto de transferencia y cooperación ADAPTAVITI es conseguir la mayor adaptación del método tradicional de producción de espumosos a la complejidad ecoclimática y agroindustrial andaluza».

Con el proyecto que ahora se inicia, el Ifapa «pretende estudiar las posibilidades de las bodegas tradicionales para conseguir vinos espumosos sin necesidad de recurrir a salas climatizadas o cámaras frigoríficas, con la consiguiente inversión en infraestructura y mayor consumo energético que ello supone, favoreciendo así una producción más sostenible».

www.juntadeandalucia.es/

Publicidad

  

Newsletter

Suscríbete a nuestra Newsletter

Ejemplar gratuito


Entra en el Kiosco para accecer a tus suscripciones, descargar revistas en abierto, comprar ejemplares, ...

Publicaciones recomendadas

Colaboramos con: